miércoles, 28 de abril de 2010

Bursitis o rodilla de fregona.


La bursitis es una inflamación dolorosa de la articulación de la rodilla. Es una dolencia asociada al uso y abuso de las rodillas y por este motivo también es conocida como "rodilla de clérigo" o "de párroco". Antiguamente existían gran cantidad de remedios caseros naturales para lo que era, y aún es, una de las dolencias más molestas y debilitantes. Estos remedios iban desde la aplicación de arcilla caliente, cera templada, cebollas o algas, a la más curiosa de la flagelación de las zonas afectadas de las rodillas, hombros o caderas con ortigas mientras se recitaba un hechizo. Después de este «exorcismo», el dolor inicial se supone que desaparecía como si nada.

Existía un elemento fundamental de sabiduría en estos extraños remedios. La arcilla caliente y las compresas de cera caliente y fría, son aún de uso común entre los deportistas, y se emplean especialmente en los centros de hidromasaje. Las cebollas se recetaban para una gran cantidad de males, principalmente por sus propiedades antisépticas, pero en última instancia siempre sería mejor comerlas, ya que los minerales y vitaminas que contienen actúan, y a largo plazo, como prevención para la bursitis. Otro tratamiento muy usado para el tratamiento de la bursitis era un emplasto de algas. Probablemente sea en el yodo que contienen esos vegetales donde se encuentre la base de su poder curativo. Antiguamente se colocaba una gran cantidad de yodo en la rodilla, con la intención de que las ampollas que provocaba expulsaran el veneno interno. En lugar de frotar la rodilla con ramas de abedul o de ortiga, es preferible tomar un baño con hojas de ambas plantas o sustituirlas por eucalipto. Si no se puede conseguir la suficiente cantidad de hojas, usa aceite de eucalipto en el baño, bebe un reconstituyente de hojas de abedul y prepara una reconfortante y nutritiva sopa de ortigas.

La bursitis, aunque es menos frecuente, también puede afectar al hombro (bursitis subacromial), la cadera (bursitis trocantérea o trocanteritis), al codo (Bursitis olecraniana) y es popularmente conocida también como «codos de estudiante, borrachín o borracho».

No es recomendable dar un masaje demasiado fuerte sobre las articulaciones doloridas o inflamadas. Son mejores los movimientos suaves. Aliviaremos el dolor aplicando compresas frías, seguidas por una cataplasma templada, o aplicando alternativamente compresas calientes y frías.

tratamientos con lociones calmantes

-Hamamelis (olmo escocés). Esta loción aplicada con un trapo húmedo, alivia la articulación dolorida. Los viajeros de avión pueden comprobar que un retal de tela barata, empapada con un suave astringente, produce un alivio reconfortante al dolor de rodillas y a los calambres, tras muchas horas de vuelo.

-Aceite verde de invierno. Alivia mucho el dolor. Bastan unas pocas gotas de este aceite, mezclado con una cucharada de aceite de girasol, aplicándolo suavemente sobre la zona afectada y posteriormente cubriéndolo con un grueso vendaje,

-Linimento de criadas. Demos un masaje suave en la rodilla, varias veces al día, del siguiente preparado: una cuchara de café llena de aceite esencial de cada una de las siguientes plantas: espliego, mejorana, eucalipto y romero, mezcladas con 5 cucharitas de té, llenas de aceite de girasol.

Consejos sobre alimentación:
La bursitis está causada por el uso excesivo de la rodilla o el codo, pero es una dolencia que se puede agravar por culpa de una dieta pobre. Es recomendable ingerir carbohidratos y comer abundante fruta fresca y verduras, especialmente hortalizas verdes, naranjas, alubias verdes, guisantes, pescado, germen de trigo, melocotón, melaza, ciruelas, levadura de cerveza y cantidades ingentes de agua fresca y clara. Reducir o intentar eliminar el café, el té, el alcohol y el tabaco.

-Té de levístico. Un puñado de esta hierba deliciosa y aromática, añadida a 300 ml de un buen caldo de pollo o de agua, tiene un efecto diurético que puede ayudar a eliminar elementos tóxicos del cuerpo.

-Zarzaparrilla. Esta bebida tónica tomada regularmente nos
previene del dolor y de la hinchazón de las articulaciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada